16 Nov MARTIN PASSERI, EL CAMINO HACIA EL ÉXITO

Tiene 43 años y muchos podrían decir que es el Kelly Slater argentino. Y es que Martin Passeri lleva muchos éxitos acumulados en su carrera deportiva. Fue campeón nacional en repetidas ocasiones: 1999, 2001, 2006, 2008, 2012… ¡y este año lo ha vuelto a hacer!

Pero además de sus éxitos deportivos, en Martin destaca su cara más humana. En 2015, mientras participaba en el campeonato nacional de Argentina, fue descalificado por entrar al agua con Nicolás Gallego, un joven parapléjico que era un admirador suyo.

Martin Passeri es padre, esposo, y un símbolo de deportista ejemplar, que ha decidido no desistir de la idea de mejorar y aprender cada día.

¡Conócelo en esta entrevista!

Surfer Rule: Este año te consagraste a los 44 años y por sexta vez campeón de Argentina. Han pasado 20 años de que te hicieras con tu primer título nacional. ¿Cómo ha cambiado Martin Passeri desde entonces? ¿Cómo era entonces y cómo es ahora? ¿Cómo ha sido su evolución?

Martin Passeri: Es algo que me ha costado mucho entender, pero creo que siempre estuve conectado a lo que me gusta y amo; pero sobre todo nunca desistí a la idea de mejorar y aprender a pesar de los cambios que han surgido en cada uno de esos años. 

Pasé de trabajar a jornada completa allá por el 1993, a hacerlo a media jornada, y después a vivir del surf. Pero en cada una de esas  etapas, puse siempre dos prioridades: «no hago nada que me aleje de mi familia y de lo que considero mi entrenamiento».

S.R: ¿Cuál crees que ha sido la fórmula de una carrera tan larga y tan fructífera?

M.P: Mis pilares fueron la determinación para hacer lo que me gusta, constancia para no desistir cuando se ponía difícil y mucho apoyo por parte de cada persona que me crucé, sobre todo mi familia y amigos.

S.R: ¿Con qué te quedas de todos estos años?

M.P: EL APRENDIZAJE. Al día de hoy es la forma práctica de EXPERIMENTAR cada detalle que hoy puedo compartir y discutir con quienes tengo la grata posibilidad.

S.R: ¿Alguien como tú conoce el fracaso? En alguna ocasión, te has definido como un competidor nato. ¿Cómo es tu relación con él?

M.P: Tengo un millón de metas no logradas que han servido de motivación para trabajar más duro por conseguirlo.

En algunos momentos me siento enfrente de las cosas que no sucedieron e intento entender por qué no se dieron, si fue responsabilidad mía o era inevitable. Si es muy importante, creo un nuevo plan hasta que salga bien, pero si no, lo tengo que soltar y que sea lo que tenga que ser.

Siempre me molestó más no poder aprender y repetir el error que perder.

S.R: ¿Quiénes han sido tus referentes en todos estos años?

M.P: La lista es infinita. Cada persona que me cruzo me deja algo importante.

S.R: En tu perfil de instagram, antes que campeón te defines como “padre y esposo”. Nosotros te conocemos como competidor pero, ¿cómo es Martín en su vertiente más personal?

M.P: Mi principal motivación es hacer lo que me gusta y compartirlo con los que amo primero.  Antes que cualquier meta o logro profesional está mi familia. 

Me gusta estar en casa, viajar con mi familia, juntarme con mis hermanos… Si me das a elegir un lugar para ir, elegiría siempre uno donde toda la familia la pasara bien.        

Fotos: Martin Passeri
S.R: En tu faceta de coach, ¿a qué aspectos le das más importancia a la hora de transmitirle a las futuras promesas, entre las que se encuentra además tu hijo?

M.P: Baso todo mi trabajo en ayudarlos a conectarse con lo que les gusta primero, en encontrar su mejor versión y donde se sienten bien. Les ayudo a animarse, a enfrentar las cosas que nos dan miedo y que no nos gusta ver. 

Les enseño a trabajar en equipo, respetar la formas y enfocarse en su rendimiento. Pocas veces hablamos de resultados. Me gustan que vean esto como un largo camino, en el que tenemos que aprender a caminar y después a correr, para que puedan volar y ser autónomos. 

Thiago es un capítulo a parte, es mi desafío más grande porque él sabe lo que quiere y lo manifiesta naturalmente. Mi responsabilidad como padre es no ser una interferencia en su intercambio con el medio para que el logre aprender lo que quiera aprender. 

Guiándolo, pero no haciendo las cosas por el. Acompañándolo sin querer surfear las olas por el o como yo lo haría, sino que el pueda construir su propia identidad. 

S.R: ¿Cómo ves la escena actual del surfing argentino con respecto a tus inicios? 

M.P: Creció, se lograron cosas muy importantes, gracias a la voluntad individual de los competidores y a la estructura institucional.

Sigo creyendo que los surfistas están por encima de la institución en todo sentido, a nivel profesional, de gestión, conocimiento y planificación… Sueño con el día en el que la dirigencia desarrolle el deporte, genere talentos y potencie a los buenos para que sean mejores.  

S.R: ¿Cuál te gustaría que fuese tu legado?

M.P: Inspirar a ser mejores en lo que amamos y a enseñar con conciencia en el otro como servicio para ayudar a sacar lo mejor de cada uno y que sea devuelto a la comunidad.

S.R: Practicas Jiu-jitsu brasileño y gimnasia natural. ¿Por qué comenzaste a practicarlo? ¿Cuál es su vínculo con el surf? ¿Qué te aporta?

M.P: Cuando comencé a practicar Bjj me sentía muy duro y me costaba aprender, no le podía dedicar tanto tiempo por los viajes, pero desde el primer día entendí que quería aprenderlo y dedicarle cada vez mas tiempo. 

Necesitaba sacar la cabeza del surfing un poco para no saturarme. Fue amor a primera vista. 

En el camino conocí Ginastica Natural y me cambio la idea del entrenamiento. Empecé a sentirme consciente de mi cuerpo y lograr movimientos que antes no lograba, cada vez me lastimaba menos, y me sentía mas ágil. 

Hoy el BJJ y la Ginastica Natural son mis principales entrenamientos y cada uno aporta algo importante ademas de hacerlo por que me gusta. 

En el Caso del BJJ: me da la intensidad y la presión que te genera un deporte de contacto REAL, el hecho que sea tan difícil te hace esforzarte por poner un poco mas de ti.

La G.N me da mucha movilidad, conciencia y flexibilidad. Es dinámico, divertido y me encanta enseñarlo. Además creo que es un puente perfecto entre el BJJ y el SURF. 

S.R: Muchos de nuestros lectores son españoles y de otros países latinos. ¿Qué les dirías de las olas de Argentina? ¿Qué consejos les darías si estuvieran planeando hacer un surf trip para conocer tu país?

M.P: En Argentina hay muchas más olas de lo que la gente piensa, solo que la inconsistencia de los swells hace que no se haya posicionado como un país referente en el surf. Hay fondos de roca, point breaks y hay días de unos buenos 2 metros con tubo. 

Mar del plata es la meca y es en donde hay más variedad de olas hay. Pero no dejaría de conocer Necochea.

info@surferrule.com

Más que surf, olas gigantes y tendencias Surfer Rule, revista de referencia del surf y el snowboard en nuestro país desde 1990, promueve los valores, la cultura y las inquietudes de todos los que amamos los boardsports.

No Comments

Post A Comment

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *


Mostrar Botones
Esconder