La minería en el fondo del mar

28 Jul EL PELIGRO DE LA EXPLOTACIÓN DEL LECHO MARINO

La acción humana no solo desgasta las especies desarrolladas en la superficie terrestre, sino también las de debajo del mar. Los seres humanos y la Madre Naturaleza comparten la culpa en la destrucción de los hábitat oceánicos, pero no a partes iguales.

Huracanes, tifones, tormentas fuertes, tsunamis y otros fenómenos similares han provocado enormes trastornos en los ciclos de vida de las plantas y animales oceánicos, aunque normalmente de forma temporal. Sin embargo, las actividades humanas tienen un efecto significativamente mayor y mucho más duradero.

Los océanos, hoy en día, se enfrentan a más amenazas que nunca en la historia. Con todo, una nueva industria emergente está aumentando la presión en la vida marina: la minería de fondos marinos.

Mineros del fondo marino

En la actualidad, la minería en fondos marinos es una tecnología que avanza a pasos agigantados. Hace solo dos años, expertos japoneses recuperaron con éxito una pequeña cantidad de sulfuros polimetálicos –minerales con alto contenido metálico que se han encontrado en las áreas geológicamente activas en el fondo de los océanos- a 1.600 metros de profundidad. Fue una advertencia de los rapidísimos avances que se están logrando para intentar sacar más beneficios del fondo de los mares. Una explotación que todavía no se está realizando de forma constante en ninguna parte del mundo, pero las empresas ya se están preparando.

La minería en el fondo del mar es un proceso de extracción mineral relativamente nuevo, que se da lugar en el fondo marino. Los yacimientos de minería oceánica se suelen hacer en torno a grandes áreas, a unos 1.400-3.700 metros bajo la superficie oceánica. Los depósitos son extraídos utilizando bombas hidráulicas que llevan el mineral a la superficie para ser procesado.

El informe ‘In Deep Water’ (‘En Aguas Profundas’), elaborado por un equipo científico de Greenpeace, aborda las consecuencias de la minería de fondos marinos, una industria emergente que inevitablemente dañará los ecosistemas vulnerables de las profundidades marinas.

El estudio revela que la industria minera de aguas profundas es consciente de que sus actividades podrían provocar la extinción de especies únicas y pide a los gobiernos que acuerden un sólido Tratado Mundial de los Océanos en Naciones Unidas que ponga la conservación -y no la explotación- en el centro de la gobernanza de los océanos.

La salud de nuestros océanos está estrechamente vinculada a nuestra propia supervivencia. A menos que actuemos para protegerlos, la minería de aguas profundas podría tener consecuencias devastadoras para la vida marina y la humanidad“ – Louisa Casson, campaña de Protección de los Océanos de Greenpeace.

El informe también explica cómo la minería de aguas profundas podría empeorar la crisis climática al interrumpir las reservas de “carbono azul” en los sedimentos del fondo marino.

Las profundidades marinas son el ecosistema más grande del planeta y el hogar de criaturas únicas que apenas comprendemos. Esta industria codiciosa podría destruir las maravillas de las profundidades del océano incluso antes de que tengamos la oportunidad de estudiarlas”.

Hasta la fecha, la comunidad científica sólo ha explorado alrededor del 0,0001% del lecho marino profundo.

Es fundamental que los gobiernos acuerden un Tratado en la ONU lo suficientemente sólido como para allanar el camino para la creación de una red de santuarios marinos que dejen fuera del alcance todas las formas de explotación industrial, incluida la minería en aguas profundas. También necesita hacer cumplir los más altos estándares ambientales para impedir actividades de este tipo en los santuarios”.

Greenpeace denuncia que la ISA ha concedido 29 licencias de explotación a países como China, Corea del Sur, Reino Unido, Alemania, Rusia y Francia.

Según el informe, las regulaciones ambientales deben ser más estrictas si se pretende salvaguardar la vida de los océanos. Es por esto que la organización ambientalista hace un llamado a los gobiernos del mundo para que acuerden en las Naciones Unidas un tratado Global Oceánico que ponga la conservación de las aguas por encima de su explotación.

info@surferrule.com

Más que surf, olas gigantes y tendencias Surfer Rule, revista de referencia del surf y el snowboard en nuestro país desde 1990, promueve los valores, la cultura y las inquietudes de todos los que amamos los boardsports.

No Comments

Post A Comment

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *


Mostrar Botones
Esconder