04 Abr Las regla de las «3R», el orden de los factores sí altera el producto

Una de las herramientas más efectivas para un mundo más sostenible es la educación. En este sentido, Todos Somos Reciclaje aterriza en Surfer Rule para compartir con nosotros su conocimiento y aportar su granito de arena. Para más detalles, no dudes en leer sus dos libros:

El reciclaje por sí solo NO es suficiente

Cuando hablamos de medidas para reducir la contaminación de los residuos y aumentar la sostenibilidad, solemos hablar de reciclaje, como si esta fuera la única y mejor manera de contribuir a mejorar el medioambiente. Sin embargo, el reciclaje por sí solo no es suficiente y hay otras acciones que se deben llevar a cabo de manera complementaria para conseguir una gestión de residuos adecuada.

Es probable que hayas escuchado hablar en alguna ocasión de la “regla de las 3R” que, a fin de cuentas, no es más que aplicar el sentido común. Esta regla está compuesta por 3 palabras que comienzan, como su propio nombre indica, por la letra R, y son: Reducir, Reutilizar y Reciclar.

En esta regla aparece el reciclaje, pero además contempla otras dos acciones a llevar a cabo antes. Ahora entenderás por qué ésta es la última opción de las 3, aunque no por ello menos importante.

La regla de las «3R»

Reducir: es la primera acción que debemos llevar a cabo. Reducir la cantidad de residuos que generamos, para así tener menos que gestionar. Por ejemplo, comprar productos a granel para generar menos residuos de envases.

 

Reutilizar: consiste en volver a utilizar los productos tanto como nos sea posible, tratando de aprovecharlos al máximo y alargar su vida útil para el mismo uso que el original o para otro. Por ejemplo, reutilizar las bolsas de la compra tanto como sea posible.

 

Reciclar: transformar los residuos en materia prima que se pueda introducir de nuevo en el ciclo, reduciendo así la utilización de materia prima virgen y ahorrando recursos, energía, agua, creando empleo verde… Para ello lo que tenemos que hacer es depositar los residuos en los contenedores correspondientes y en los puntos limpios.

En esta regla, el orden de los factores sí altera el producto, ya que lo óptimo es, primero reducir al máximo la cantidad de residuos, después reutilizar los productos tanto como podamos y, tras esto, reciclar los residuos que no hayamos podido evitar.

Por lo tanto, cada uno de nosotros podemos tratar de aplicar esta sencilla regla en nuestra vida diaria para lograr ser más sostenibles.

El reciclaje no es el único, ni el mejor tratamiento para los residuos, sino que es complementario a una serie de acciones que han de aplicarse conjuntamente.

Lo que puedes hacer tú

En España disponemos de diferentes maneras de deshacernos de los residuos, tanto a través de los puntos limpios de los municipios como a través de entregas en establecimientos comerciales o contenedores en la vía pública. En este último caso, cada uno de ellos sirve para depositar unos residuos concretos. Por ejemplo, en el contenedor amarillo se depositan los envases de plástico, metálicos y los brick; en el azul,el papel y cartón; en el contenedor verde los envases de vidrio; en el gris o verde oscuro, la fracción o resto de residuos. 

La separación de los residuos en los contenedores correspondientes es importante para que estos puedan ser reciclados. Si no se hace correctamente ese pequeño esfuerzo, lo más probable es que no se terminen reciclando y además dificulten el reciclaje del resto de materiales.

Reciclar también genera contaminación. Debemos priorizar la reducción de residuos y su reutilización. Hay muchos materiales cuyo reciclaje suponen una gran ventaja ambiental, pero hay otros más complejos cuya composición no lo hace viable. Por ello, se debe seguir investigando para lograr que cada vez más variedad de residuos puedan reciclarse de manera factible y eficiente.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Cada día tomamos decisiones que generan impactos en el planeta. Y está en nuestra mano decidir optar por gestos que disminuyan esos impactos. ¿Cómo qué? 1️⃣ Compra productos a granel siempre que puedas 2️⃣ Usa menos el coche y camina más ? o ve en bici ? 3️⃣ Recicla ♻️ los residuos que generes Estos son solo algunos de los gestos que puedes aplicar en tu vida diaria para reducir los impactos negativos sobre el medio ambiente ? ✅ Aunque no lo creas y tus gestos te parezcan insignificantes, todo lo contrario, cada gesto cuenta y la suma de todos logra grandes resultados ?? . . . . ➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖ #residuos #basura #reduce #reutiliza #reciclaje #3R #medioambiente #contaminacion #educacion #educacionambiental #responsabilidad #concienciacion #sostenible #sostenibilidad #basuraleza #economiacircular #sustentable #zerowaste #residuocero #basuracero #concientizar #consumoconsciente #consumointeligente

Una publicación compartida de Todos Somos Reciclaje (@todos_somos_reciclaje) el

El reto actual se encuentra en pasar de una economía lineal de productos de “usar y tirar” a una economía circular. En esta última, los productos son concebidos desde su diseño, con criterios ambientales, para hacerlos menos contaminantes, más duraderos y reciclables. Con ello, se reduce la cantidad de recursos naturales necesarios para fabricar productos, se ahorra energía y agua, se reduce la cantidad de ocupación de los vertederos, se crea empleo “verde” y se pone en valor el medioambiente.

Ya sabes qué puedes hacer para poner y lograr ser más sostenible: reduce, reutiliza y recicla.

todossomosreciclaje@gmail.com
No Comments

Post A Comment

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *


Mostrar Botones
Esconder