27 Abr GAUCHOS DEL MAR, CREANDO PUENTES HUMANOS

Dos hermanos argentinos que han tenido la suerte de nacer en una familia de apasionados del surfing. Julian y Joaquin Azulay, con un año de diferencia, son Gauchos del Mar.

Han crecido observando el amor por el océano de su padre y su madre. Motivados por su pasión por el surf, la aventura y la naturaleza, comenzaron su viaje el 8 de julio del año 2010, tras dejar California con un propósito: surfear y acampar a través del continente americano. Hoy, inspiran al mundo con sus documentales. 

¡Hablamos con ellos!

Surfer Rule: Sois ya unos referentes de los documentales de surf. Ahora en perspectiva, ¿cómo véis vuestra evolución? ¿Qué ha cambiado con respecto a vuestros inicios?

Gauchos de Mar: ¡Gracias por lo de referentes! Los documentales de surf son proyectos largos, al menos los nuestros, que exigen tiempo y esfuerzo para tener un film de calidad. Al inicio no existía un proyecto pero, a través de cada viaje fuimos aprendiendo más. Ninguno de nosotros estudió cine, ni nada relacionado a la actividad.

Vemos una evolución en lo que hacemos ya que comenzamos con equipos muy accesibles y con el correr de los años hemos mejorado los equipamientos y realizado proyectos cada vez  más difíciles,  tanto desde el punto de vista social en Malvinas y África, como desde el punto de vista físico en Península Mitre.

S.R: En cambio, ¿qué aspectos permanecen inmutables?

G.M: Lo que no cambia es nuestra forma de vivir y de transitar, acampando o viviendo con la gente local.

«La idea de los viajes es conocer otras culturas e intercambiar costumbres, contar una historia y a la vez buscar nuevas olas.»

S.R: En apariencia lleváis una vida de lo más idílica ligada a vuestras pasiones, el surf y viajar. Pero, ¿qué es lo más difícil de llevar una vida como la vuestra?

G.M: Vivimos con muchos contrastes. Pasamos de estar mucho tiempo a la intemperie a vivir en una ciudad y pasar más de 12 horas por día en un ordenador para materializar en una película lo filmado.

«La vida que llevamos parece tal vez más bella de lo que es. Estar más de la mitad del año fuera de tu zona de confort no es para cualquiera y te tiene que gustar. A nosotros nos apasiona y por eso lo hacemos.»

S.R: ¿De qué manera os influye vuestra relación de hermanos?

G.M: Creemos que nos influye para bien y nos complementamos muy bien. Además, una pelea dura pocos minutos y ya todo pasa. No nos tomamos las cosas personales y la relación fluye de lo más bien.

S.R: En breve estrenaréis un nuevo proyecto que os ha costado mucho tiempo hacer “La ola sin fronteras”. ¿Cómo y por qué surgió este proyecto?

G.M: Las Islas Malvinas son un tema muy delicado en nuestra sociedad. Están muy cerca y a la vez muy lejos. Nosotros pertenecemos a una generación post guerra y queríamos conocer las islas, saber como viven allá, de qué viven las personas, aprender de su cultura y mostrarles la nuestra. Mientras transcurrió la expedición allí, intentamos acercarnos a dos hermanos locales para surfear y tender un puente de amistad a través del deporte y de la naturaleza, del surf y del mar.

S.R: ¿Por qué más de 35 años después del conflicto de las Malvinas, todavía es necesario unir lazos y construir paz? ¿Cuál es la situación actual?

G.M: Al final somos todos humanos y, ¿por qué no podemos compartir olas por más que el territorio siga en disputa? Fuimos a conocer, nos acercamos y quisimos compartir olas para incentivar a que, de ambos lados, intentemos acercarnos más y generemos más vínculos, ya que hoy en día casi no los tenemos.

S.R:¿Qué obstáculos os habéis encontrado?

G.M: Muchos prejuicios de ambos lados, pero no son más que construcciones mentales que nos cuesta derribar… La búsqueda de olas nos costó mucho por el clima cambiante, la dureza de los accesos (tuvimos que movernos a pie, en camioneta, en velero y en aviones inter-isleños), la logística y los permisos locales para entrar a cada estancia. Fue muy difícil, pero tras 50 días pudimos encontrar olas de calidad en las islas.

S.R: ¿Qué habéis aprendido?

G.M: El aprendizaje más grande creemos que fue tener el objetivo claro de acercarnos a los hermanos, entender que iba a llevar tiempo hacerlo y tras 50 días pudimos conocerlos. Supuso soltar prejuicios, ir con respeto y esperar a que las cosas sucediesen de forma natural.

S.R: En estos tiempos, ¿qué significa para vosotros generar ‘puentes humanos’ y que aspectos consideráis esenciales para alcanzarlos?

G.M: Generar puentes humanos en una etapa de post guerra es pasar a buscar vínculos en otro plano, salir del contexto actual de disputa territorial, para pasar a uno más humano, en donde los intereses quedan atrás y el objetivo es intentar acercarnos mediante el mar, el surf y la amistad. Los aspectos para alcanzarlos pensamos que son el respeto, la tolerancia y la paciencia. Al menos en nuestro caso, fue así.

S.R: ¿Cuál os gustaría que fuese vuestro legado con este proyecto?

G.M: Nos gustaría que sea una semilla plantada para que otros la rieguen y entre todos crezca el árbol. Que más personas de ambos pueblos se acerquen sin intereses políticos y, poco a poco, se construyan más relaciones humanas y un diálogo más fluido.

S.R:¿Qué tienen las Islas Malvinas que no tengan otros destinos de surf? ¿Qué se van a encontrar los viajeros?

G.M: Tienen muchísima dificultad para moverse y encontrar olas, pero cada ola de calidad encontrada y surfeada hace que todo el esfuerzo haya valido la pena. Por otro lado, tiene unos paisajes alucinantes y una fauna marina muy completa, con 5 tipos de pingüinos, lobos marinos, elefantes marinos, ballenas, orcas, delfines australes, toninas ovejas y varias especies de aves.

S.R: ¿Cuándo y cómo podremos ver el documento?

G.M: Hoy se puede hacer la pre-compra en vimeo y el 17 de junio les llegará el documental por email. También recorreremos Festivales con él.

Su sueño por cumplir es dar la vuelta al mundo navegando. Y es que a estos chicos parece que nunca se les acaba la energía. De hecho, como superpoder escogerían ¡descansar sin dormir!

Como película, nos recomiendan The ShawShank Redemption y como libro, Siddartha. Y, por supuesto, nos dejan unos documentales llenos de inspiración y de emoción.

LA OLA SIN FRONTERAS de GAUCHOS DEL MAR enVimeo.
info@surferrule.com

Más que surf, olas gigantes y tendencias Surfer Rule, revista de referencia del surf y el snowboard en nuestro país desde 1990, promueve los valores, la cultura y las inquietudes de todos los que amamos los boardsports.

1Comment

Post A Comment

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *


Mostrar Botones
Esconder