18 Jun LAURA REVUELTA, LA PRIMERA MUJER SURFISTA ESPAÑOLA

La surfista cántabra Laura Revuelta inscribirá su nombre el próximo 21 de junio, en el prestigioso ‘Paseo de las Estrellas del Surf’‘ en honor a su aportación al deporte y la industria del surf, como estandarte del surf femenino nacional.

El acto servirá, además, para homenajear a otros grandes pioneros del surf en España. ¿Quieres saber quién es Laura y cómo revolucionó el surf femenino? En nuestro último número de Surfer Rule podrás encontrar una entrevista a Laura Revuelta.

Los orígenes del surf en España

Desde hace décadas, el surf se ha convertido en un elemento cotidiano en playas de todo el mundo. Lo que no todo el mundo sabe es que, tras su importación desde Polinesia, Hawái y Australia, sus orígenes en España tienen mucho que ver con la costa cantábrica y, más concretamente, con las playas de Somo y Loredo, en el municipio cántabro de Ribamontán al Mar.

Allí empezó a surfear Laura Revuelta, la primera mujer surfera de España, que recibirá próximamente un merecido homenaje.

Convertida en estandarte del surf femenino, la surfista será la encargada de descubrir, el próximo 21 de junio, una nueva estrella del primer ‘Paseo de las Estrellas del Surf’ de España, ubicado en la localidad de Somo (Ribamontán al Mar), un galardón que pretende rendir tributo a su papel precursor del surf como deporte y forma de vida, pero también a su gran labor de desarrollo de la industria, como cofundadora de una de las primeras tiendas y marcas de surf en España: Xpeedin Surfshop.

Una mujer surfista en un mundo de hombres

Laura Revuelta nació en Santander en 1956 (62 años). Es la mayor de seis hermanos, ninguno surfero. Su madre era ama de casa y su padre un conocido atleta –fue campeón de España de 100 metros lisos y plusmarquista de salto de longitud cuyo récord perduró durante 30 años– y jugador de fútbol del Racing de Santander, de quien heredó su pasión por el deporte, la playa y el mar.

Su acercamiento al surf tuvo lugar allá por el año 1968 cuando entró en contacto con un grupo de chicos del Surf Club Sardinero quienes, de manera esporádica, le prestaban sus tablas. Dos años más tarde (1971), con quince años, consiguió ahorrar para comprarse su primera tabla. Le costó 3.500 pesetas.

A partir de ahí empezó a desplazarse hasta la playa de Somo en busca de olas.

No era fácil surfear entonces por la estricta moral de la época. Salía de casa vestida de señorita y tenía que cumplir horarios. Surfeaba a escondidas, dejaba la tabla guardada en la taquilla del servicio de lanchas que cruzaban la bahía de Santander hasta Somo que así era cómo me movía”, explica Revuelta.

Objetivo: vivir del surf en los años 70

En abril de 1977 Laura Revuelta se casa con uno de los fundadores del Surf Club Sardinero, Zalo Campa. Juntos comenzaron una larga cruzada con un objetivo común: vivir del surf. Para ello se asociaron con una pareja de amigos vascos, Iñigo Letamendía y Marian Azpiroz, con quienes fundaron un pequeño taller de tablas con tienda anexa en Loredo (Cantabria) al que, meses más tarde, sumarían una segunda tienda en Zarautz (Guipúzcoa).

Disuelta la sociedad y ya en solitario, primero en Loredo y después en Somo, Laura y Zalo fundan Xpeedin Surfshop (1978), la primera marca y tienda de surf de Cantabria y una de las primeras de España. A partir de ese momento, con esfuerzo y dedicación, la pareja empezó a ver cumplido su sueño haciendo del surf su modo de vida.

Competidora y primera juez nacional de surf

Paralelamente a su trabajo en Xpeedin, Laura viajaba a menudo con su marido y varios amigos para surfear en otras playas y participar en los primeros campeonatos de surf de la época.

“No había chicas, era un mundillo de hombres. No había competiciones de mujeres así que, al principio, tenía que participar en categoría masculina. Poco a poco, fue habiendo más chicas y empezó a haber campeonatos femeninos”, explica Revuelta que consiguió el segundo puesto en la primera edición del Campeonato de España de Surf, celebrado en la playa cántabra de Ajo en 1984.

Aunque reconoce no haber sido demasiado amante de los campeonatos: “¡Competía para estar con las amigas, nada más!”, cuenta la cántabra que tuvo un importante papel desde el punto de vista técnico cuando, con 15 años, empezó a colaborar en la organización de las primeras competiciones locales y nacionales; primero como secretaria de juez y, más tarde, como juez de surf y coorganizadora de campeonatos, lo que la convirtió en un personaje de referencia dentro del panorama surfero de los años 80 y 90, un reconocimiento que el surf nacional plasma ahora, por méritos propios, con este homenaje a su persona.

Paralelamente al reconocimiento a Laura Revuelta, el ‘Paseo de las Estrellas del Surf’ descubrirá el próximo 21 de junio una segunda estrella, dedicada en este caso a los Pioneros del Surf, a todos aquellos primeros surfistas que se atrevieron a subirse a una tabla a principios de los 60: José Manuel Gutiérrez Mecolay, Juan Giribet, Manuel Martínez “Lolis”, los hermanos Fiochi, José Manuel Merodio, Carlos Beraza o Zalo Campa. Nombres que, sin quererlo, sentaron las bases del movimiento surfero actual y posterior desarrollo de la industria de surf en España y que ahora reciben por ello este merecido reconocimiento.

Laura Revuelta en Surfer Rule

Hablamos con Laura para nuestro último número de la revista, donde nos contó sus primeras experiencias con el surf y cómo fue evolucionando.

SR: ¿Recuerdas la primera vez que cogiste una ola?

La primera vez fue en el Sardinero con una tabla que me dejaron y no se me dió muy bien. De eso que dices ¡subidón he cogido mi primera ola!, no. Me di tres o cuatro tortazos y hasta la siguiente no me puse de pie un poquitín, vamos que a mi me costó un poco empezar. No soy la típica super habilidosa con los deportes. A mi me gusta una cosa y voy de cabeza, pero no soy la típica que el primer día cogió la ola de su vida. Me costó unos cuantos tortazos y luego ya como me gustaba seguí para adelante.

SR: ¿Consideras que fuisteis unos adelantados a vuestro tiempo?, ¿Lo fuisteis también en otros ámbitos?

Yo lo que sí que he visto es que se ha distorsionado un poquito la imagen del surfing que yo tenía, que era un poquito más natural. Ir a coger olas, la vida del que cogía olas era a la salida del trabajo o escuela, una charla o a la noche te quedas en una hoguera en la playa… Pues lo típico ¿no? pero ahora es todo como muy comercial, industrial, turístico… Por ejemplo, he estado de despedida de soltero haciendo surfing y tal, me sorprenden esas cosas a mi todavía.

Yo respeto a cada uno de como disfrute del surfing y cualquier persona que surfee, que coja olas y disfrute con ello tiene todo mi respeto. Luego es como todo, se ha distorsionado bastante. Hay un tipo de surfista que dices «pero si no está ni cogiendo olas!», está destrozando una imagen que pueda quedar de algo bonito y que te pueda ayudar como persona.

Puedes ver la entrevista completa en el último número de nuestra revista. ¡Enhorabuena a Laura revuelta por este merecido homenaje!

info@surferrule.com

Más que surf, olas gigantes y tendencias Surfer Rule, revista de referencia del surf y el snowboard en nuestro país desde 1990, promueve los valores, la cultura y las inquietudes de todos los que amamos los boardsports.

1Comment

Post A Comment

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *


Mostrar Botones
Esconder