11 Sep GUÍA BÁSICA PARA COMPRARTE UN NEOPRENO

El compañero más importante de un deportista acuático es, además de la tabla, sin lugar a dudas, su traje de neopreno. Quien quiera perseguir olas en Europa durante todo el año, no puede evitar comprarse un traje de neopreno decente. Porque los meses en los que vamos con shorty o lycra son muy limitados.

Por eso te presentamos esta guía básica con todos los elementos que tienes que tener en cuenta cuando vayas a comprarte un neopreno, sobre todo si lo quieres para surfear en invierno, y cómo mantenerlo.

Elegir un buen neopreno puede ser una ciencia

La selección de un traje de neopreno, sin embargo, a menudo se asemeja a una ciencia. Especialmente los que acaban de aterrizar en este deporte, se encuentran perdidos por las marcas e innumerables tecnologías que anuncian como una necesidad absoluta.

Después de todo, los trajes de neopreno no son baratos por eso tienes que evitar malas compras todo lo que sea posible. Puedes encontrar alivio, apoyo e información en las tiendas, pero asegúrate que sean de confianza.

Formas básicas de los neoprenos

Hay muchos tipos diferentes de trajes de neopreno, ya que cada fabricante trata de diferenciarse del competidor y trae incluso más variantes al mercado.

Podemos hacer un resumen con 5 modelos más comunes, que cubren tanto el verano como el invierno:

tipos de neopreno

El traje completo te ofrece un traje con brazos y piernas largos y es ideal para el invierno. El shorty representa el contraste con los brazos cortos y las piernas cortas, por lo que es la mejor opción (sin contar la lycra o bikini) para aguas templadas de verano.

Los diseños híbridos cambian estas formas básicas un poco. Así está el llamado Long John o Short John, en el que no hay mangas y el Longyleeve Shorty que ofrece manga larga con pierna corta.

El grosor de los neoprenos: cómo elegir

Otro aspecto a tener en cuenta a la hora de comprarnos el traje de neopreno. ¿Para qué temporada lo vas a usar? ¿Verano? ¿Invierno? ¿Cuál es la temperatura del agua en las zonas donde vas a surfear?

Por ejemplo, si te encanta ir a coger olas a Portugal, deberás conocer cómo son las temperaturas de sus aguas todo el año (suelen ser frías incluso en verano) y, sabiendo los meses que más surfeas, elegir pensando siempre ‘mejor que sobre que no que falte’.

Es más sostenible un baño en el que pases algo de calor, que un baño pasando frío. Así que si vas a comprarte tu primer neopreno en teoría para surfear todo el año, mejor tirar siempre por algo más de grosor.

Ten en cuenta que como surfista pasas más tiempo en el agua que si eres practicante de wakeboard o stand up paddle. También no todas las personas tenemos la misma sensación de frío o calor.

En reglas generales, se debe elegir un traje de neopreno con 4 a 5 milímetros por debajo de 10 grados de temperatura del agua. Cuando el cuerpo y los músculos se enfrían, pierdes fuerza y ​​concentración, lo que puede provocar lesiones rápidamente. Además, te sientes incómodo y, por lo tanto, pierdes las ganas.

Sin embargo, si pasas algo de calor, puedes echar agua en el neopreno por el cuello y refrescarte. Si no estás seguro, elige 1 mm más. Hay que decir también que cuanto más grueso es el tejido del neopreno, más inflexible se convierte el traje (aunque últimamente se ha avanzado mucho en este aspecto de frabricación).

Tipos de medidas de grosor

El grosor se describe, por ejemplo, con la indicación: 5/4/3 por ejemplo, el típico de invierno. O un 2/2  mm, típico de verano.

Los números describen el grosor de la tela de neopreno en milímetros, y la posición del número te indica qué parte del traje se hizo con el grosor especificado. Para el Neopreno 5/4/3, el área del pecho es de 5 mm de grosor, la parte posterior de 4 mm y los brazos y las piernas de 3 mm de grosor.

Por lo tanto, en principio, el primer número representa el área del pecho, el segundo para la espalda y el tercero para los brazos y las piernas.

Si solo se dan dos números, el primero se refiere al pecho y la espalda y el segundo a los brazos y las piernas. Un traje de neopreno con la información 2/1 tendría 2 mm en el pecho y la espalda y 1 mm en el área de los brazos y las piernas.

Las costuras del neopreno

Otro aspecto importante que nos da señal de la estanqueidad del traje y también de lo que nos puede durar sin rasgarse por las costuras, es cómo están terminadas.

Aunque los trajes de neopreno están todos cosidos básicamente, aquí hay grandes diferencias. Están las costuras clásicas, y las termoselladas.

Flatlock describe la forma más fácil de coser un neopreno. Si bien estas costuras no son inferiores en durabilidad, son menos repelentes al viento y gradualmente permiten que el agua penetre en el traje de neopreno.

En el método de pegado y termosellado, las piezas de neopreno individuales se cosen mediante un procedimiento especial y, además, se pegan. Aquí, la capa de traje no está completamente perforada con la aguja, sino solo la capa superior. Esto crea una superficie lisa no dañada que impide la entrada de agua.

Además, las costuras se pueden pegar desde el interior con una cinta especial. También hay dos métodos diferentes para distinguir. La variante de mayor calidad son las costuras pegadas en su totalidad. Con este método, casi nada de agua puede penetrar a través de las costuras en el traje de neopreno. Lo opuesto es el método de costuras parcialmente unidas. Ahí, la cinta se procesa solo en los puntos críticos.

Diferentes tejidos

En algunos neoprenos podemos observar que hay una parte de tejido como más suave, que generalmente cubre la parte del pecho y a veces también la espalda. Esto nos servirá para protegernos mejor del viento.

También ayuda a no movernos en la tabla cuando vamos remando. Es un formato que actualmente encontramos en muchos neoprenos.

Respecto a los materiales, cada vez salen al mercado materiales más sostenibles con el medio ambiente y ecológicos

El cierre del neopreno

Aquí también encontramos diferentes opciones. Mucha gente dirá que no encuentra grandes diferencias de un método de cierre a otro, y que puede ser más bien una opinión personal en cuanto a cuál es más cómodo a la hora de ponerlo y quitarlo, o con cuál les parece que entra menos agua.

Encontramos la versión clásica con la cremallera a lo largo de la espalda. ¿Ventajas? Resulta muy fácil de poner y quitar. Desventajas: al final el agua consigue entrar por la parte de la cremallera, que además es de gran recorrido.

La cremallera al pecho es mucho más segura para que no entre el agua, ya que es una pequeña cremallera en la zona delantera que se consigue con un neopreno diseñado para ponértelo con partes de tejido superpuestas al pecho. ¿Inconveniente? Mucho más difícil de quitar y poner.

El Zipless aún deja menos superficie a la cremallera, pero complica ponerte y quitarte el traje. Eso sí, parece la opción más estanca.

¿Cómo elegir la talla del neopreno?

Esto es ya más sencillo. Sobre todo, no te arriesgues a comprar un neopreno por internet basándote sólo en las tablas de medidas, o en otro neopreno que tengas tú o un amigo.

Las tallas varían mucho de una marca a otra, así que intenta siempre probártelos antes. Además tienes que tener en cuenta que con el tiempo dan de sí, así que aunque parezca que tienes sensación de ahogo, intenta siempre que te quede lo más justo posible (pero que puedas tener movilidad suficiente en brazos y piernas, claro).

Hay que tener mucho cuidado de que el neopreno no nos quede con arrugas, porque esto facilitará la entrada del agua. ¡Esto es importante! Que te quede bien de largo y al ponértelo lo estires bien.

Dado que a menudo la longitud del brazo y la pierna no se corresponde con las medidas de la parte superior del cuerpo, también hay trajes con longitudes especiales de brazo y pierna. Por ejemplo, encontrarás el tamaño “MT”. Esto significa Medium-Tall y describe un traje de talla M con brazos y piernas extra largos. Lo opuesto es la “MS”. Medium-Short describe un traje de talla M con brazos y piernas relativamente más cortos. 

Cómo cuidar y mantener tu neopreno

Es básico que después de cada baño lo ‘endulces’. Vamos, que lo aclares con agua normal para quitar los restos de agua salada, que acaban cuarteándolo y estropeándolo.

Algo que también debes hacer es secarlo por ambas partes. Cuando esté seco de un lado, dale la vuelta para que seque completamente.

No lo dejes secar al sol. Aunque, lógicamente secará antes, no es bueno para el tejido. Mejor a la sombra y al aire libre.

Lávalo de vez en cuando, sobre todo cuando lo vayas a guardar ya para la siguiente temporada de baño (cuando dejes de usar el de invierno o el de verano por una larga temporada). Para ello hay productos específicos no contaminantes que ya te hemos comentado con anterioridad. Es importante lavarlo por varias razones: para que el tejido dure más, y también por higiene.

¿Tienes alguna duda? ¿O algún consejo que se te ocurra?

Una idea original de Surfersmag. Imágenes: Surfersmag.

 

info@surferrule.com

Más que surf, olas gigantes y tendenciasSurfer Rule, revista de referencia del surf y el snowboard en nuestro país desde 1990, promueve los valores, la cultura y las inquietudes de todos los que amamos los boardsports.

No Comments

Post A Comment

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *